“YOU UPSET ME BABY” (B.B.KING)

 

Introducción

You upset me Baby salió como single o sencillo en 1954 con Whole Lotta Love en la cara B, y el soporte utilizado fue el de 78 revoluciones por minuto (r.p.m.), posterior al cilindro de fonógrafo y anterior al disco de vinilo. En 1956 apareció en el álbum "Singin' the Blues" (Crown, CLP-5020) y se convirtió en uno de los primeros grandes éxitos de B.B. King y su primer número uno en las listas de Rhythm & Blues. Más tarde, en 1965, se incluyó en el famoso directo “Live at the Regal”, que es considerado como uno de los mejores álbumes de blues grabados en directo de toda la historia. 

ANÁLISIS MUSICAL

Género musical

Rhythm and Blues (R&B) o Jumping Music. Es un género musical derivado en su origen del jazz, el gospel y el blues. El término musical fue introducido en Estados Unidos en 1949 por Jerry Wexler de la revista Billboard. Sustituyó al término conocido como "race records" (grabaciones de raza), considerado ofensivo para la posguerra mundial, así como para la categoría de Billboard "Harlem Hit Parade" en junio de 1949, y principalmente era usado para identificar el género musical que más tarde se desarrollaría en forma de rock and roll.

Estructura y análisis general

La canción comienza con ímpetu y fuerza, con una bajada cromática desde la dominante hasta la tónica para enganchar directamente con una introducción de guitarra. Esta introducción destaca principalmente por su expresividad. El vibrato y el bending que utiliza King hacen desde el primer momento inconfundible la presencia del rey del blues. Sin apenas salirse de la pentatónica y con pequeños motivos tanto melódicos como rítmicos, B.B. King realiza una gran introducción que da paso al inicio del tema, con la voz en solitario de este bluesman acompañada de fondo con unos redobles de batería en el último tiempo de los dos primeros compases, dejando el tercer compás con la voz sola para recuperarlo en el cuarto compás con el acompañamiento al completo.

Destaca la presencia importante de los metales, que normalmente acentúan las partes segunda y cuarta del compás, al igual que la batería, y que llevan ese ritmo shuffle tan característico. Se va intercalando una estrofa con el estribillo en la que las dos primeras frases que dan nombre al tema se repiten, hasta que después de la cuarta estrofa comienza el solo de guitarra. A lo largo de toda la letra hay que destacar la voz clara y directa de King y como va jugando con ella, dándole ese aire alegre y, en cierta medida jocoso, del tema.

En cuanto al solo de guitarra, lo mismo que he dicho sobre la introducción: más que virtuosismo técnico, lo destacable es el valor y sentimiento tan personal que pone en cada una de las notas. A continuación aparece el saxo hace otro solo de doce compases que engancha nuevamente con el estribillo que se repite dos veces.

Para finalizar, tenemos un cierre que hace la guitarra acompañada de toda la banda que le apoya, dando por finalizado el tema.

Armonía

Dentro de la estructura básica de doce compases, el tema utiliza en su secuencia armónica los tres acordes básicos de primer, cuarto y quinto grados propios de cualquier blues. A pesar de ser los tres acordes básicos y primordiales de la tonalidad que se usan frecuentemente en todos los tipos de música popular, proporciona un contexto armónico completo ya que cada uno de ellos representa una de las tres funciones tonales existentes: tónica, subdominante y dominante.

Por otra parte, tanto esta canción como cualquier tema de blues en general, poseen una característica armónica que lo distingue de la música propiamente tonal y es el hecho de que todos sus acordes básicos adoptan una forma de dominante, aunque sólo el quinto grado cumpla con esta función. Esto se debe al uso de las denominadas blue notes, que al añadirse a los acordes básicos para obtener el acorde cuatríada, forman en ellos un intervalo de séptima menor propio de los acordes de dominante, y de las cuales hablaré posteriormente. Es precisamente esto lo que hace que inmediatamente al tocarlos adquieran una sonoridad blues.

El tema está en la tonalidad de G y los acordes que utiliza primordialmente son: G7, C9 y D9. Eso sí, en la introducción se escucha la siguiente progresión armónica: D9, Eb, E9, F9, F#9 y G9.

Melodía

En general, a nivel melódico, en el blues podemos diferenciar dos grandes grupos dependiendo como estén compuestas las melodías: el "blues riff" y el de "melodía libre". En este caso, se trata del primer grupo: un motivo sencillo y fácil de asimilar que se repite a lo largo de todo el tema, propia de los blues originales y que se mantuvo más tarde en el Jazz.

En cuanto a la sonoridad melódica, la característica principal es la utilización de las llamadas blue notes, es decir, las notas del tercer y séptimo grado del modo mayor alteradas descendentemente, a la que más tarde se sumó la del quinto grado con la misma modificación

El origen de estas notas especiales es muy confuso. La teoría más extendida es que provienen de la “africanización” de la escala mayor propia de la música popular europea. Según esta teoría, los esclavos provenientes de África se encontraron con la escala mayor y, simplemente, la modificaron para acercar su sonoridad a la de las escalas que solían usar en su lugar de origen, por lo general pentatónicas y muy frecuentemente menores. Las blue notes empezaron pues a ser escuchadas en las primitivas worksongs y luego pasaron a formar parte del Blues. 

La escala que se utiliza es la pentatónica de blues con la quinta alterada añadida, es decir, las siguientes notas: sol, si bemol, do, re bemol, re y fa.

Ritmo

Esta pieza de R&B, como no podía ser de otra manera tratándose de este género, tiene un ritmo bailable y “atresillado”. Es lo que se denomina tocar con shuffle o con swing, que significa frasear un par de notas de misma duración que generalmente caben en un pulso.

El compás es un típico cuatro por cuatro en el que la parte fuerte va en el segundo y el cuarto tiempo, al igual que en el Rock (back-beat). El tempo es aproximadamente de 114 b.p.m.

Instrumentación

Los instrumentos principales utilizados son: la batería, el bajo, el piano, la guitarra y la sección de metal, con el saxo a la cabeza. En la mayor parte de las obras de King hay una clara omnipresencia de los metales y una sección rítmica con mucho swing.

La guitarra eléctrica: El desarrollo de la guitarra eléctrica a finales de los años treinta, primero asociada con el jazz del Suroeste o el western swing, proporcionó otro nuevo instrumento solista con una voz igualmente expresiva. La guitarra como instrumento folk y el blues como forma musical folk estuvieron unidos desde el principio. Sin embargo, la amplificación permitía un registro mucho más amplio en ambos casos, como instrumento de ritmo que extrae su repertorio de los riffs del piano boogie, y como instrumento solista capaz de sostener las notas y abrirse paso entre el sonido de la banda. Así, la guitarra se convirtió en un componente crucial del sonido racial étnico de la música afroamericana.

Recursos guitarrísticos característicos y su sonido

El estilo de B.B.King es, como se puede observar en este tema, sencillo pero efectivo y, sin duda, uno de los recursos más particulares y especiales que le dan ese sonido inconfundible es el vibrato aplicado al bending o a la nota normal.

Su sonido de guitarra tan particular se caracteriza por ser aterciopelado, envolvente y expresivo.

La voz: Su voz es directa y personal. No hace grandes adornos ni florituras y, en esta canción en concreto, se mueve dentro del ámbito de la octava (de sol a sol, en este caso). En general, tiene una forma de cantar en la que mezcla el góspel con el estilo de Peetie Wheatsthraw o Doctor Clayton.

La letra

La letra del tema habla sobre las proporciones de una mujer ideal. Recordemos que B.B. siempre ha mostrado el gran amor que siente hacia las mujeres. Como él confiesa, le vuelven loco; le encantan. De hecho ha estado casado dos veces y le han llegado a atribuir 15 hijos. En mi opinión, esta letra refleja en gran medida ese amor “desenfrenado” que siente.

No es una letra muy extensa, ni poética, sino más bien sencilla y directa. Además es alegre, en contraposición con los tradicionales blues tristones.

Bibliografía

  •  HERZHAFT, Gérard, La gran enciclopedia del blues, Barcelona, 2003.
  • COHN, Lawrence, Solamente blues: la música y sus músicos, Odin, Barcelona, 1994.
  • Guitarra Actual, Tocando blues, especial nº2.